Nos bastan unos segundos para hacernos una primera impresión sobre alguien, según explican numerosos estudios. En este tiempo pretendemos discernir si alguien puede ser digno de nuestra confianza o todo lo contrario. Y únicamente tiene que ver con nosotros, se trata de una rápida valoración en la que entran en juego los prejuicios que tengamos sobre las otras personas. Comparamos con lo que tenemos más a mano, que somos nosotros mismos.

Solo hay una oportunidad para dar una primera buena impresión

El problema es que le damos mucha credibilidad a esa primera impresión. Nos hace inferir una gran cantidad de información adicional basada única y exclusivamente en nuestra subjetividad. Puede servir en un contexto de peligro y cuando no se dispone de más apreciaciones para tomar una decisión, pero en otras podemos llegar a equivocarnos bastante.

Cuando tenemos la oportunidad de seguir conociendo a una persona esa primera impresión se ve modificada, aunque cuesta un poco desecharla, porque se añaden más datos y detalles para valorarla. Pero en una entrevista de trabajo no hay demasiadas oportunidades para ampliar esa primera impresión con otras características por lo que hay que cuidar la presencia además de defender muy bien nuestro CV.

Tipos de sesgo en los procesos de selección

La manera en la que se desarrolla la interacción social es uno de los fenómenos favoritos de la investigación en psicología social. En ese sentido, la selección de personal tiene muy en cuenta los avances en este campo. Hay acuerdo en cuanto a que el sesgo (prejuicios sin fundamento objetivo) existe a la hora de valorar a los candidatos, de ahí la conveniencia del curriculum ciego para los procesos de selección.

Atendiendo a estos motivos, las empresas que apuestan por incluir la diversidad en sus plantillas procuran evitar el sesgo en los procesos de selección. Se pueden producir prejuicios en cuanto a la clase social, la etnia o el origen, el género, la identidad sexual o la edad de un aspirante.

Existen mecanismos para tratar de evitarlo en muchos de los departamentos de selección. Hay que saber que pueden jugar tanto a favor del candidato, por ejemplo, si seleccionador y aspirante son personas que hayan estudiado en la misma universidad o posean el mismo máster. Como en contra, como ocurre muy a menudo cuando una mujer quiere acceder a un puesto de responsabilidad.

TuEmpleo-consejos-para-dar una-buena-impresion

Consejos para bordar una primera buena impresión

Sabiendo todo esto, hay que hacer todo lo que está en tu mano para que impere la neutralidad y lo único que resalte sea el currículum con una solvente experiencia y/o las adecuadas competencias. Estos son algunas de las cosas que deberías tener en cuenta:

UTILIZA ROPA IMPECABLE, PONIENDO ATENCIÓN A LOS COLORES

Es conveniente que la prenda te favorezca. El color blanco es siempre una buena elección si no tienes claro qué ponerte. Es imprescindible que se vea limpio y que no tenga arrugas. Los zapatos deben estar bien cepillados, brillantes e impecables. Si llevas medias, revisa que están en correcto estado.

ASEGÚRATE DE TENER UN AGRADABLE OLOR CORPORAL Y BUCAL

Es importante oler bien, a limpio. Ojo con los perfumes, un olor intenso puede ser muy desagradable. Lo que pretende ser un recurso para causar buena impresión, puede acabar siendo motivo de rechazo por provocar molestias al ser un aroma demasiado persistente. En cuanto al olor bucal, come un caramelo o mastica un chicle (y tíralo antes de entrar) si no estás del todo convencido de tener buen aliento.

LLEVA EL PELO ASEADO

No es necesario que sea de peluquería, pero si cepillado y limpio. Vigila también tu barba. Debe estar bien recortada. El maquillaje debe ser natural, deja las extravagancias para otro momento.  Se trata de no dar oportunidades para favorecer un prejuicio negativo en la otra persona.

PREPARA TUS REDES SOCIALES

Las redes sociales son un apéndice de nuestra personalidad. ¿Quién te dice que durante la entrevista no tienen tu perfil abierto de Instagram y están viendo las fotos que publicas? Revísalas antes de enviar el currículum. La primera impresión también se forja gracias a estos elementos y muchas veces son decisivos a la hora de elegir o descartar a un candidato.

Si haces una entrevista de trabajo mediante videollamada

Si en estos días tienes la oportunidad de hacer entrevistas de trabajo mediante videollamadas. Pon todo a tu favor, cuidando el fondo de detrás mientras hablas. Dice más de ti de lo que crees. No es lo mismo tener de fondo una pared con algún cuadro que una librería o un dormitorio que puede desvelar más información de la que te gustaría. Busca un escenario que sea lo más neutro posible. Decóralo convenientemente para que parezca profesional

Asegúrate de que vas a tener buena conexión a internet. Para conseguirla es recomendable conectarte con cable al dispositivo con el que vayas a realizar la videoconferencia. O, directamente, utiliza la red de datos si no puedes garantizar que vas a tener una buena conexión wifi.

Prueba a ensayar antes la entrevista con alguien de confianza para probar estas cosas. Tener una mala conexión impedirá que la entrevista se desarrolle con normalidad y puede jugar en tu contra. Recordemos que no hay muchas oportunidades en una entrevista de trabajo para hacer cambiar la idea inicial de quien te la hace.

Estos son consejos genéricos que pueden cambiar dependiendo de la organización para la que se haga la entrevista. Por esto, puede ser interesante que te pasees antes por la empresa, si tienes oportunidad, para hacerte una idea de cómo viste la gente que trabaja allí, lo que se conoce como el dress code.

La entrada La importancia de la primera impresión en un proceso de selección aparece primero en Tu empleo.

Ver noticia completa

Otras noticias que te pueden interesar:

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});


Otros Trabajos y cursos relacionados: